Testimonio: Yo estuve – Daniel Baldi

Daniel Baldi, competidor en Supertria 2010

Daniel Baldi, competidor en Supertria 2010

Por Daniel Baldi, participante de la primera edición de Supertria (2010):

Luego de haber culminado cinco veces el IRONMAN de Floripa, me encontré la grata sorpresa de tener una distancia IRONMAN en mi país, y en un hermoso lugar como Piriápolis, con el agregado de ser organizado por gente de mi país, que conozco y que ha transitado la distancia. Mal entrenado y excedido de peso (algo que es normal en mí), no dudé en inscribirme, pues era imposible estar fuera de la PRIMER distancia IRONMAN en Uruguay.

Llegó el día y acompañado de mi mujer, mi hija, (mi hijo no pudo estar pero se comunicaba cada hora con mi señora y mi hija), mi yerno y tres parejas amigas(Gerardo, Ana, Walter, Silvia, Raúl y Zully) me tiré a nadar en un mar muy tranquilo (para mi suerte ya que soy bastante malo en el agua), para luego enfrentarme a los 180 kilómetros de imponentes cuestas, acompañadas de un fuerte viento, que casi quebraron mis piernas, “mi mente nunca”; y en casi siete horas me bajé de la bici, acompañado por mi barra, que alentaba sin parar.

Realmente la segunda transición me llevó unos minutos, pues estaba liquidado, pero no podía fallarle a mis acompañantes y tampoco a mí, así que salí a trotar como pude y poco a poco fui acomodándome, eso sí, con un paso muy suave pero constante. Al finalizar la primer vuelta se largó a llover, por lo tanto mis últimos 32 kilómetros, los corrí bajo la lluvia, con una temperatura que bajó bastante y un poco de viento para completar el “combo”, pero no me quejo sólo cuento la anécdota, soy de los que pienso que mucha gente privada de su salud, quizás desearía poder correr bajo la lluvia, en cambio nosotros tenemos la suerte de poder hacerlo.

Luego de 14 horas y 22 minutos, terminé el primer triathlón distancia IRONMAN realizado en mi país, y con orgullo puedo decir que yo estuve. En la entrega de premios, al día siguiente me encontré con la sorpresa de estar en el podio, tercero en mi categoría (no cuenten que éramos cuatro). Quiero destacar la organización, a la altura de una competencia internacional, a los competidores no nos faltó absolutamente nada a pesar del mal clima que nos tocó recorrer a los que terminamos de noche, felicitaciones, para destacar.

A los que tienen ganas de meterse en esta actividad, les digo que cualquier persona que flote, sepa andar en bici y correr y tenga voluntad para entrenar con constancia, puede realizar un IRONMAN, y seguro no se va a arrepentir, pues la sensación de culminar esa distancia es indescriptible, hay una mezcla impresionante de emociones, poder, satisfacción de haberlo logrado, y en ese momento nos sentimos mas vivos que nunca; por lo tanto inténtenlo, vale la pena estar a las siete de la mañana en la línea de largada.

Por supuesto que hay que contar con las ganas y con el apoyo de la familia, en mi caso Gabriela (mi señora) y mis hijos Paolo y Carla, son los verdaderos IRONMAN, pues bancan incondicionalmente, a este loco hace unos cuantos años ya.

Pablo Baldi

Los comentarios están cerrados.

Reglamento
Sponsors


Supertria Twitter

Acceso